Home / Z-Smartphones / BlackBerry / ¿Por qué se desplomó BlackBerry y qué lecciones se pueden aprender?

¿Por qué se desplomó BlackBerry y qué lecciones se pueden aprender?

 

blackberryq10-100036582-largeBlackberry. Érase una vez el nombre de codiciados dispositivos. Pero el poderoso ha caído.

El remanente de lo que una vez fue un jugador dominante en el negocio de los smartphones el cual esencialmente ayudó a crear, ahora está siendo adquirido por un consorcio privado por una fracción de lo que la compañía valía tan solo hace un par de años. Demos una mirada más cercana a cómo BlackBerry manejó las cosas para caer tan lejos, tan rápido y veamos lo que otros negocios pueden aprender de los errores de la compañía.

BlackBerry se ha convertido casi en irrelevante en un mercado que ayudó a crear.

BlackBerry se ha convertido casi en irrelevante en un mercado que ayudó a crear.

Cuando era consultor de seguridad en EDS, un BlackBerry era símbolo de prestigio. Un montón de gente utilizaba un teléfono móvil, pero solo una élite podía usar un BlackBerry.

Eric Caso, CEO de Younity, compartió una historia similar sobre su primer BlackBerry. “Mi primer BlackBerry fue un símbolo de importancia, lo cual significaba, al menos para aquellos de nosotros que lo teníamos, que nuestro trabajo en la compañía era crítico”.

BlackBerry era una chispa que inició el movimiento de la movilidad. Era el smartphone BlackBerry, con su icónico teclado físico, el que liberó a los profesionales de sus escritorios y les permitió estar en contacto y ser productivos desde virtualmente cualquier lugar.

BlackBerry también merece crédito por sus comunicaciones seguras de acuerdo al director de tecnología de Tripwire, Dway Melancon. “Ellos implementaron una plataforma segura dentro de la Internet abierta y redes celulares, permitiendo a las empresas intercambiar datos sin exponer su tráfico de comunicaciones al resto del mundo”, dice, agregando: “Eso fue enorme”.

Entonces ¿qué ocurrió? ¿Cómo BlackBerry convirtió prácticamente un monopolio virtual en una participación de mercado casi insignificante tan rápido? En una palabra: “arrogancia”. Es el mismo error cometido por muchas grandes compañías a través de los años.

“BlackBerry no vio lo que estaba haciendo el resto del mundo”, dice Melancon. “Cuando la fuerza impulsora de la conectividad móvil se movió de las comunicaciones y la productividad hacia el estilo de vida, fallaron en mantenerse al día con la demanda de un ecosistema de aplicaciones que hubiera permitido a sus usuarios moverse con facilidad del trabajo a lo personal en su plataforma”, afirma el ejecutivo.

La gran pregunta es: ¿Qué es lo que las otras empresas pueden aprender de la subida y la caída de BlackBerry?

Caso cree que la lección es simple. “No importa cuál es tu estatura o tu posición en el mercado, el futuro es incierto”, dice, agregando: “Debes innovar constantemente, por siempre”.

Tienes que pegarte a tu tecnología base y al valor, pero no puedes dejar que eso defina tu compañía o te deje pintado en una esquina. No importa qué tan dominante puedas ser hoy, no dejes que el orgullo se meta en el camino de ver los mensajes en las paredes; y no te vuelvas engreído y menosprecies a los competidores que innovarán y te tomarán por sorpresa.

BlackBerry no se está desvaneciendo en el olvido, no menos no aú. Aún es posible que BlackBerry se quede en el juego de los dispositivos móviles y continúe rasguñando por una participación de mercado.

Melancon piensa que lo puede lograr, pero que las probabilidades están en su contra. “Recuerda que la mayoría de gente había sepultado a Apple hace tiempo y se reinventaron a sí mismos como nadie”, dice. Añade: “Sin embargo, tratar de simplemente imitar a Apple no funcionará para BlackBerry”.

Es posible que BlackBerry pueda coordinar algunas alianzas estratégicas o ponga su vasta propiedad intelectual en buen uso en formas que le permitan mantenerse rentable. Sin embargo, cualquier esperanza de ser un jugador dominante en la arena de los smartphones está básicamente eliminada.

Mike Muhney, fundador y CEO de VIPOrbit, agrega sus reflexiones sobre el destino de BlackBerry. “Mi único comentario es de gratitud porque ellos, en mi opinión, principalmente trajeron la movilidad a la colaboración en una época cuando el e-mail era la elección universal y abrumadora para comunicarse con otros”, dice. “El mercado siempre demanda más, finalmente, y es triste que no vieran lo suficientemente lejos para reconocer eso”.

¿Qué debería decir el epitafio de BlackBerry? Melancon sugiere. “Nosotros cambiamos el mundo – y sigió cambiando justo debajo de nosotros”.

24/09/2013 – Tony Bradley – PCWorld